Kindle

Así están evolucionando los precios de los lectores de ebooks

Esta semana en el post sobre el Inves-WIBOOK 600 WiFi hice referencia al precio del dispositivo como uno de sus elementos críticos. Me he decidido a hacer una tabla con los que considero los siete productos más representativos del mercado y ver la evolución que han tenido en el precio de venta al público desde su aparición. En el caso de los lectores electrónicos de manufactura norteamericana he hecho la conversión de dólares a euros a día de hoy con el fin de tener una imagen más fiel de la variación del precio hasta la actualidad. Las marcas seleccionadas en cuestión son el Kindle, el Sony Reader y el Nook por la parte internacional, mientras que para las marcas españolas, he escogido el invesBook, el iLiber, el Booq y el Papyre.

Conviene aclarar que las referencias a los precios están realizadas sobre aquellos más baratos de cada marca, lo que no quiere decir que tengan las mismas prestaciones. Las mayores diferencias se ven principalmente en los casos de las firmas españolas donde el lector electrónico más barato de iLiber o Booq, por citar dos ejemplos, tiene menos prestaciones que el Inves-WIBOOK 600 WiFi. Simplemente he seleccionado los más baratos para mostrar por donde empieza cada marca a competir con los demás.

Evolución de los precios de los ebook readers

Así están evolucionando los precios de los lectores de ebooks

Los resultados son bastante evidentes en los tres grandes del sector, pero principalmente en Kindle. El lector de libros electrónicos de Amazon ha bajado los precios desde que irrumpió en el mercado desde unos 315 euros (400 dólares) en noviembre de 2007 a 110 euros (139 dólares) de la actualidad. Ese descenso brusco se ha acelerado en el último años por dos factores principales. Uno por la aparición del Nook de Barnes & Noble en 2009 que lo hizo a un precio todavía más bajo del Kindle (204 euros frente a 235 euros), y otro por la salida en escena de un producto que ha llegado para hacer frente a la tinta electónica y a las librerías electrónicas, el iPad de Apple.

De este modo, en poco más de un año el Kindle ha sufrido tres variaciones de precio a la baja. Caminos paralelos han seguido el Sony Reader y el Nook. En cuanto al primero, resulta curioso ver como cuando apareció en 2006 lo hizo por 100 dólares menos de lo que vino a costar un año después el Kindle. Sin embargo, en 2008 los de Sony decidieron incrementarle el precio para situarse a la par con el Kindle, lo que supuso la reacción de Amazon que empezó a abaratar su Kindle en 50 dólares. Actualmente el Sony Reader ha pasado a costar 141 euros (180 dólares) en su gama más baja frente a aquellos 236 euros (300 dólares) de hace casi cuatro años.

El Nook es el que más sigue de cerca en precio al Kindle. Llegó al mercado el año pasado a unos irresistibles 204 euros (260 dólares) y ahora se encuentra por 117.

Si la tendencia de caída en picado de los precios de los lectores electrónicos de libros ha sido lo tónica habitual y yo creo que seguirá hasta fijarse en los 100 dólares previsiblemente en menos de un año, lo que hace referencia a las marcas españolas está habiendo un cambio demasiado lento que las hace muy poco competitivas frente al resto de competidores internacionales.

¿Qué le pasó al iLiad? Sencillamente que sus desorbitados 600 € lo dejaron fuera del mercado con la consiguiente muerte por falta de competitividad. Las marcas españoles lo que tienen a su favor es el canal de venta pues están al alcance de muchos aquellos que desconfían de comprar por Internet, pero eso es cuestión de tiempo, y tanto Amazon como Barnes & Noble podrían llegar a acuerdos en los diferentes países para ganar presencia en la calle.

Los precios de los ebook readers españoles siguen siendo altos y lejanos a la realidad. No es posible que un producto como el Inves-WIBOOK 600 WiFi sea 170 euros más caro que el mismo de Kindle. Habrá quien lo justifique en el DRM o en la escasez de títulos en español dentro de Kindle, pero verdaderamente eso supone no querer ver la realidad. Los editores españoles no le pondrán pegas a cualquiera de las marcas internacionales a comercializar sus libros y, es más, hasta quizás les impongan unos precios a los editores que inicialmente no quieran aceptar pero que finalmente no tengan otra alternativa.

Por tanto, ahora que aún hay margen de tiempo, Papyre, Inves, iLiber y Booq tendrían que tomar conciencia de la realidad, hacerse competitivos en producto y precios de acuerdo a como está el mercado fuera de nuestras fronteras y con la vista puesta en que una mala estrategia en política de precios podría suponer un error sin posibilidad de vuelta atrás.

Escrito el por Jorge Mestre en Internet e Innovación Dame tu opinión

¿Por qué El Corte Inglés se ha equivocado de nuevo con su Inves-WIBOOK 600 WiFi?

El Inves-WIBOOK 600 WiFi, el nuevo ebook reader de El Corte Inglés, sale a la venta a partir de la semana que viene. Sin embargo, viendo el precio y las características del dispositivo, me atrevo a aventurar que la andadura de este dispositivo será muy similar a la de su predecesor y que presumiblemente le volverá a pasar lo mismo que al Inves Book 600, que desapareció de los puntos de venta sin más explicaciones para aquellos clientes que lo habían adquirido y que no ha pasado a la posterioridad por nada reseñable.

Las razones por las que creo que este nuevo dispositivo tampoco tendrá largo recorrido se refieren tanto al modelo de negocio como a sus características técnicas. Para empezar, lo primero desencaminado es el precio pues se sitúa por encima del umbral de los 200 euros. Aunque hayan logrado abaratarlo 30 euros, los 279 € del nuevo dispositivo siguen siendo caros, están muy de lejos de los líderes del sector y quedan un 153% por encima del precio del Kindle 3 (110 euros), los 141 euros del nuevo Sony Reader o los 117 del Nook.

Hay que tener en cuenta que, por ejemplo, el Kindle irrumpió en el mercado a un precio de 399 dólares (en noviembre de 2007) y tras la llegada del Nook y del iPad, ha ido cayendo un 65% hasta los 110 euros actuales.

La teoría clásica del ciclo de vida de los productos predice que los precios bajan a medida que entran más competidores. Sin embargo, esta premisa todavía no se ha cumplido en España donde los ebook Readers no han caído lo suficiente como ha ocurrido en EE UU. Aquí, todos los dispositivos superan aún los 200 euros, como por ejemplo, el iLiber, Woxter o Payre, además de tener unas prestaciones que como comento más abajo son insuficientes y muy por debajo de los más vendidos internacionalmente, lo que hace que las posibilidades de éxito de las marcas españolas sea cada vez más reducidas.

La única vía de éxito que tienen es el canal de venta tradicional, porque exceptuando el Sony Reader, los demás sólo se pueden adquirir por Internet y esa inexistencia en el canal clásico se convierte en barrera para algunos, hasta que llegue el día en que Amazon y Barnes & Noble lleguen a acuerdos de distribución fuera de EE UU que les permita estar presentes para cualquier consumidor ávido de adquirir un lector de libro electrónico.

Si a lo poco atractivo del precio le añadimos la escasez de libros interesantes, tanto de Publidisa como de Libranda, convierten al Inves-WIBOOK 600 WiFi en una opción menos atractiva. Actualmente la librería de e-books El Corte Inglés que ofrece datos de los contenidos de Publidisa comercializa 19.540 libros, muy pocos de ellos constituyen novedades editoriales en el mercado tradicional y sus precios no son atractivos como los comercializados por Amazon, Sony o B&N. Libranda, por su parte, sólo ofrece 1.350 títulos, muy lejos del medio millón de publicaciones de la empresa de Jeff Bezos.

La responsabilidad de este punto no es achacable a los grandes almacenes españoles, sino a las editoriales españoles que funcionan en un marco legal desfasado para los tiempos actuales, en la misma medida que a lo ocurrido con la industria musical.

Pero volviendo al Inves-WIBOOK 600 WiFi, quisiera hacer énfasis en sus especificaciones técnicas. Hace un mes se habló de que iba a incluir conexión 3G, pero no ha sido así. Tan sólo incorpora conectividad WiFi con lo cual no se va a facilitar la conexión con la librería de El Corte Inglés como tienen los modelos más competitivos del momento. Aunque se le haya bautizado comercialmente como Inves-WIBOOK 600 WiFi corresponde al modelo de E60900 de Netronix. En esta página vuede verse una demostración que la empresa taiwanesa realiza de este modelo que ahora comercializa El Corte Inglés.

Ya lo comenté en un post anterior, e insisto que vender lectores electrónicos no pasa por ir a China, pedirle a un fabricante que ponga tu marca y comprarle unas miles de unidades para ser comercializadas como si te tratase de cualquier otro tipo de artículo.

Los usuarios de lectores de libros electrónicos somos muy exigentes y cada vez lo somos más sobre todos en precio y prestaciones. Y si encima tenemos Internet, pese a Telefónica, las posibilidades de elección son aún mayores.

Escrito el por Jorge Mestre en Internet e Innovación 4 Comentarios

El Kindle también se venderá offline

La idea de algunas tiendas online de abrir una tienda física o llegar a acuerdos de venta con otros retailers sigue siendo una tendencia en el comercio electrónico. Ahora le ha llegado el turno al Kindle de Amazon. Pese a tener la mayor cuota de mercado de los lectores de ebooks, a Amazon parece no bastarle que su producto se venda exclusivamente a través de su sitio web y no poder competir en el canal tradicional con sus inmediatos competidores, el Nook de Barnes & Noble, el iPad de Apple y el Sony Reader.

Este martes la empresa de Seattle anunció que su Kindle 3 de 139 dólares empezará a venderse ya en los 1.500 establecimientos distribuidos por EE UU de la cadena Stapples. Me parece una medida inteligente por cuanto la empresa es flexible, no se limita solamente a lo online y de ese modo compite firmemente con el resto de productos en una guerra iniciada este año entre los productos de ebooks que está sentando las bases futuras de las publicaciones electrónicas.

Si llevamos este movimiento al caso español, que no nos extrañe ver al Kindle dentro de unos meses en las estanterías del Corte Inglés o de la Fnac.

Escrito el por Jorge Mestre en Internet e Innovación Dame tu opinión
  • Puedes contactar conmigo a través de este formulario→